NoticiasRecetas

Café Helado: recetas de Café Dalgona y Café Frozen

Café Helado Dalgona

El café helado es una de las estrellas de las cafeterías en verano. Pero hay recetas de café frío y helado que son 100% cremosos. No por querer un café frío, tenemos que conformarnos con una receta aguada con hielo.

Lo cierto, es que a ciertas horas del verano, no hay quien se tome un café caliente en muchas ocasiones. Por ello, hoy traemos en nuestras recetas del blog, dos cafés helados muy fríos que no renuncian a ser un café cremoso.

Receta Café Helado Dalgona

Es un café helado, cremoso y muy fácil de preparar. Solo nos llevará unos tres minutos y lo mejor es que no necesitamos tener ni una cafetera en casa. Necesitaremos:

  • Café o descafeinado soluble.
  • Azúcar o edulcorante.
  • Cacao en polvo.
  • Agua caliente.
  • Leche.
  • Hielo.

Colocamos el café, el agua caliente y el edulcorante o azúcar en un recipiente. Debemos mezclarlo como si estuviéramos batiendo para montar nata. Podemos ayudarnos de robots de cocina o batidoras de vaso para que nos haga este trabajo. La idea es que esta mezcla se transforme en una especie de crema al estilo mousse. Dejamos enfriar.

Por otro lado, en un vaso introducimos la leche y el hielo. Las leches vegetales, como la de soja, le darán un toque aún más diferente y atractivo a tu receta. En este vaso añadimos en la parte superior el café cremoso que anteriormente hemos preparado. Los colores se mezclarán y a la hora de servirlo, ya sea en casa o en nuestra cafetería, tendrá un resultado espectacular.

Por encima, decoramos si lo deseamos con cacao en polvo y colocamos una cañita para disfrutar como una buena bebida fría en verano.

Café Helado Frozen

El nombre hace gala de lo frío y refrescante que puede llegar a ser este café. Pero no se renuncia a la crema y el sabor de todo un gran café. Eso sí, esta receta es solo apta para los más golosos y amantes del dulce y el helado, además por supuesto de café.

Para prepararlo necesitaremos:

  • Helado de Vainilla.
  • Espresso.
  • Licor de crema de whisky (estilo baileys).
  • Seis cubitos de hielo.

La receta es muy sencilla. Lo más importante son las cantidades. Para cada copa debemos usar 60 ml de café, 50 gramos de helado, 80 ml de Baileys y unos tres cubitos de hielo. El helado podemos utilizarlo de vainilla o de chocolate, según nos guste más un sabor u otro.

Nos tendremos que ayudar de una batidora. Añadimos todos los ingredientes a la vez y batimos durante unos instantes, hasta que se nos quede una cremosa mezcla homogénea y bien fría. Debemos servir en una copa y decorar con un poco de cacao o canela.

Esta es una receta para los verdaderos amantes del dulce y del sabor del café cremoso.

Hay mil formas diferentes de tomar el café, ya sea con recetas frías o calientes. Es cuestión de ir probando diferentes mezclas y sabores hasta encontrar nuestras preferidas, aunque muchas veces también suele pasar que no sabemos con cual quedarnos.

Dentro de la gama de recetas frías, podemos elegir entre un sinfín de opciones como:

Receta de Frapuccino frío con leche condensada. También conocido como el frapuccino español. Ideal para los amantes del café bombón.

Receta de café helado crema de chocolate. Solo apto para los más chocolateros.

Receta de café frío solo y aromático. Un café diferente para los amantes del café solo.

Café Helado y muy frío con el sabor que prefieras. Un batido helado con el añadido deliciosos sabor a café

Café frío con leche y hielo. Sencillo y sabroso.

Café solo frío y cremoso. Una forma diferente de beber el clásico café con hielo.